Testimonios

Reflexionar como seres humanos”

Reflexionar como seres humanos”

Teresa Durán

Cuando me comunicaron que tenía Cáncer, fue una tarde muy triste para mí. Tuve que viajar a Chile, pero allí la atención que recibí de ONCOSALUD  fue excelente, trasladaron pacientes a otras fechas para que me atendieran tan rápido…fue impresionante, en cuestión de horas yo ya estaba internada y me operaron de inmediato, y la atención en la Clínica Tabancura fue de primer nivel. Hoy ya me siento más recuperada, estoy haciendo fisioterapia y estoy tolerando el Tamoxifeno. El consejo que yo daría a cualquier persona que pase por este problema, es pedir a Dios que nos ilumine para tomar las mejores decisiones, y si es posible, ir a Chile para estar en manos de los médicos y la tecnología de ese país….tener Fe en nuestro creador, y  reflexionar sobre el ritmo de vida que uno lleva, que hay que cambiar para mejorar como seres humanos, este problema lo humaniza y sensibiliza a la persona que está pasando por esta  enfermedad.

Jamás echarse a morir”

Jamás echarse a morir”

Mario Cabezas Villarroel

Cuando me dijeron que tenía cáncer, lo primero que hice fue tomarlo con calma. Me contactaron muy rápidamente de Oncosalud, y me atendieron en forma excelente. Me derivaron a la Clínica Avansalud en donde me dieron una muy buena atención de parte del todo el personal. Ahora ya me siento muy bien. Uno debe tener siempre buen ánimo, arriba, con optimismo, jamás echarse a morir y no ver la enfermedad como algo atroz, y apoyarse mucho en Dios. Este testimonio lo dejo para las personas que sufren mi enfermedad.

Fe, fuerza y coraje”

Fe, fuerza y coraje”

Catalina Ruz Mendoza

En un primer momento, cuando me comunicaron que tenía cáncer, me sorprendí muchísimo, ya que no había percibido ningún síntoma. Posteriormente de Oncosalud me derivaron a la Clínica Avansalud para mi tratamiento, donde destaco la excelente atención y dedicación del personal médico y administrativo. Agradezco en forma especial a las Sras. Karen Mandell y María Elena Huircán de GES. Encuentro que la calidad de la atención y la prontitud con que me contactaron fueron excelentes, y ahora que ya terminé mi tratamiento, me siento muy bien y bastante recuperada. Mi consejo para las personas que lean mi testimonio es que deben enfrentar el diagnóstico con mucha Fe, fuerza y coraje. No dejarse abatir en ningún momento y seguir adelante día a día sin pesimismo.

Nuestros Servicios